5 formas en las que un CRM ayuda a tu negocio retail

Los clientes son el principal activo de toda empresa, independientemente del tamaño de esta. Por este motivo, es muy importante ofrecerles una experiencia de compra perfecta y cuidar todos los detalles. Una forma muy efectiva de conseguir este objetivo es contar con un CRM o Customer Relationship Management, una plataforma que permite a las empresas gestionar y analizar las interacciones con los clientes con el fin de adelantarse a sus necesidades, incrementar las ventas, optimizar la productividad y personalizar las campañas de marketing. 


Los usos de un CRM en un negocio retail pueden ser varios, pero todos ellos tienen un denominador común: vender más y mejor aprovechando la información que nos proporcionan nuestros clientes. Los datos pueden transformarse en decisiones inteligentes si son interpretados correctamente. Por este motivo, debemos sacar partido de todas las interacciones que llevamos a cabo con nuestros clientes y convertir los datos derivados de ellas en una estrategia de ventas infalible.

Cómo aprovechar todo el potencial de un CRM en tu negocio retail

Si guardamos todos los datos generados por nuestros clientes en una plataforma, podremos recuperarlos más tarde para retomar el contacto con una persona determinada e incentivarla para que haga una nueva compra, o incluso despertarlo si se trata de un cliente dormido. Los registros de sus actividades representan información de valor que nos permitirá demostrar al consumidor que nos importa y que estamos a su disposición, de tal forma que se convierta en un cliente leal a nuestra compañía.

Tener acceso a todo el historial de un comprador nos permite conocerlo personalmente y saber cuáles son sus necesidades. Para cumplirlas contaremos con un CRM, pero, ¿cómo sacarle el máximo partido en nuestro negocio retail?

Segmenta

Cuando tenemos un gran volumen de clientes, ofrecer experiencias personalizadas a cada uno de ellos parece misión imposible. Sin embargo, con un CRM esto es posible, ya que permite dividir a los clientes por grupos. Se pueden clasificar de diferentes formas. Podemos distribuirlos por el tipo de relación que tengan con nuestro negocio, ya sean compradores, clientes potenciales, consumidores fieles… También según sus gustos, como las preferencias en cuanto a marca, talla o color, además de entre otras muchas opciones.  En resumen, al crear grupos de clientes podrás llevar a cabo acciones de marketing personalizadas dirigidas a cada uno de los segmentos, lo que generará en el consumidor la sensación de que la comunicación se ha hecho pensando en él o ella.

Como ejemplo de CRM destacamos SEGMENTAIL, plataforma de CRM 100% orientada al retail omnicanal actual que permite dar sentido a los datos de los clientes y usarlos para brindar experiencias personalizadas a lo largo de su experiencia o customer journey. Este CRM permite segmentar infinidad de datos y orientar los esfuerzos de marketing con mayor eficacia. Por ejemplo, SEGMENTAIL identifica los clientes VIP para premiarles con promociones personalizadas y también reconoce qué artículos son los más vendidos, haciendo posible llevar a cabo avanzadas técnicas de Cross-selling y up-selling.

crm ayuda en retail

Administra

La administración del inventario puede ser una de las peores pesadillas en los negocios retail. En este contexto, el CRM puede servir de aliado, ya que permite administrar órdenes de compra, pedidos de productos de clientes e incluso llevar a cabo una monitorización del inventario en diferentes almacenes. Gracias a su seguimiento en tiempo real, el CRM hace posible saber dónde están los productos en todo momento.

Automatiza

Conocer a cada uno de nuestros clientes permite clasificarlos por orden de relevancia. Habrá compradores leales que repiten y mantienen su fidelidad, y otros que solo hayan interactuado con nosotros de forma puntual a los que cueste recuperar. Debemos tener en mente que hay una promoción adecuada para cada perfil de cliente. En función de la relación que tengamos con ellos y las necesidades que hayamos identificado, podremos ofrecerle promociones adaptadas a sus expectativas.

El CRM memoriza todas las interacciones con el consumidor, recordándonos también las experiencias menos positivas. Si un cliente experimentó problemas con un producto o se decantó por devolverlo, debemos tenerlo en cuenta para extremar el cuidado y el cariño en la venta, con tal de evitar que las experiencias negativas se vuelvan a repetir. En este sentido, se recomienda aplicar una promoción, ofreciéndole el mismo artículo más barato o alguna rebaja para futuras compras. La satisfacción del cliente tiene que ser nuestra máxima en todo el proceso de venta.

Otra de las grandes ventajas de un CRM es la automatización. En el caso de SEGMENTAIL, su módulo de workflows ayuda a automatizar determinadas acciones, como por ejemplo la de reactivar clientes dormidos mediante e-mails automáticos basados en fechas de concretas, o felicitar a los compradores de forma automática cuando llegue su cumpleaños. Esto supone un ahorro de dinero y de tiempo incomparable.

crm en retail

Analiza

¿Quieres conocer el porcentaje de clientes que han comprado en tu negocio retail el último año? ¿Saber cuántos han elegido determinada marca? ¿Cuántos han repetido? ¿El porcentaje de clientes dormidos? La respuesta a todas estas preguntas se encuentran en los datos almacenados en el CRM. SEGMENTAIL permite analizar grandes volúmenes de información mediante su módulo “Analytics”, que genera una representación simple y visual de los datos. ¿Cómo? Con widgets de análisis de ventas como gráficos, medidores de objetivos, indicadores clave de desempeño y embudos. El objetivo es tomar decisiones fundamentadas mediante un análisis inteligente de los datos.

análisis crm en retail

Decide

Cuestiona la gestión de tu negocio. No des por hecho nada. Pregunta a los datos y estos te darán la respuesta. Podrás determinar una estrategia de negocio omnicanal de éxito mediante la evaluación de informes y sus desgloses de métricas clave relacionadas con fidelización de clientes, tendencias de ventas, desempeño de las tiendas y mucho más.

Para ello cobra especial importancia la integración con otras aplicaciones. Que tu CRM sea compatible con otras soluciones de terceros facilitará la gestión 360º de tu negocio retail. En el caso de SEGMENTAIL, esta solución se integra con las aplicaciones más utilizadas, permitiendo al retailer invertir más tiempo en administrar el negocio que el software. Por ello, SEGMENTAIL facilita el envío de e-mails gracias a su integración con Gmail, o la programación de tareas e invitaciones a través de los calendarios de Outlook o Google. Dropbox, Google Drive, Prestashop, Twitter… son algunas de las aplicaciones que se integran con SEGMENTAIL.

En definitiva, la implementación de un CRM se traduce en un ahorro de ingresos que permitirá reducir el personal y gastar menos recursos. ¿A qué esperas para implementar el tuyo?

Si te resulta interesante este contenido te encantará lo que publicamos en nuestra página de Linkedin. ¡Síguenos!